jueves 01, diciembre 2022
Promedio de temperatura mensual

75 de 100

Ego

Más artículos

Julio L. Brillembourg W.

@JBrillembourgW


Ego es no reconocer a Dios y su presencia fundamental como consciencia cósmica que impulsa, mantiene y guía todas las realidades universales. Ego es no comunicarte con Él, ni pedir su orientación y apoyo para que te abra tus luces y caminos hacia el bien y ser útil a los demás. Ego es no conocer tu pequeñez y enormes limitaciones. Creer que lo sabes todo y lo puedes todo. Controlar, dirigir, manipular, imponer y hacer todo. Agrandar y vender tu imagen reduciendo La Luz de otros. Buscar ser el centro de atención y que los beneficios sean para tí en detrimento del beneficio de los demás. Causar daño a tu prójimo y a otros seres vivos por insensibilidad y sin ningún tipo de consideración. Negar, esconder y reducir tus procesos, errores y fallas humanas y no aceptar ser corregido y a la vez ser autoritario, rígido, inflexible y duro en tu relación con otros y en el juicio de sus procesos y fallas. El Ego surge por la ignorancia y debido a un limitado nivel de conciencia que genera una “visión de túnel” que explica todas las características del “egoísmo”. Y todo esto se resume en la falta de humildad, una energía primaria, una virtud fundamental que para desarrollarla hemos de practicar diariamente, con el prójimo y toda la vida.  

Padre, permíteme ser un instrumento de tu Amor.

Amén.

Síguenos en

Recientes