miércoles, 1 de diciembre, 2021
Promedio de temperatura mensual

71 de 100

InicioOpiniónLas vacunas: la nueva segregación del chavismo

Las vacunas: la nueva segregación del chavismo

- Publicidad -

“Un señor que estaba ahí le preguntó: “Por qué no nos pueden vacunar si no hay nadie?”… La enfermera respondió que “estamos vacunando por sector, hoy le toca al 23 de enero, Lídice y La Pastora”. La doctora había dicho que era por carnet de la patria… Ya allí había una contradicción que ella no supo responder al ser inquirida”.

Carolina Jaimes Branger

La llegada o la distribución (no avisada) de un lote grande de vacunas SputnikV a ciertos hospitales de Caracas movió a una enorme masa de gente a procurarse la vacuna. Algunos llegaron a vacunarse, pero cuando se corrió la voz y la gente empezó a desbordar los centros clínicos, el chavismo actuó: para vacunarse se necesita tener carnet de la patria, o vivir en una determinada zona. Muy distinto al resto del mundo, donde las vacunaciones han sido gratuitas y masivas…

- Publicidad -

En el Hospital de Los Magallanes de Catia se formó una sampablera el lunes 17 de mayo. Toda Caracas sabía que estaban vacunando y hubo quienes pasaron la noche allá para hacerse de un lugar en la cola. Cuando abrieron el hospital comenzaron los abusos a los que nos tienen acostumbrados: pasaban a los enchufados, les cobraban a quienes hacían fila y finalmente, alguien lanzó el grito de guerra: “¿Qué hace aquí la “gente del este”? ¡Vayan a vacunarse en Miami!”…  

El pasado jueves en la madrugada, un grupo de amigos cercanos llegaron a las 3 de mañana al Hospital General de Lídice Dr. Jesús Yerena. Eran 6 adultos de tercera edad y un adulto discapacitado. Les habían avisado que ese día vacunarían allí, porque en Los Magallanes habían colocado una enorme pancarta que decía: “NO HAY VACUNAS”. De adentro hubo quien me aseguró que sí había, pero que era una manera de que aquello no se convirtiera de nuevo en un pandemónium.

Alrededor de las ocho de la mañana llegó la doctora. Sólo estaban ellos y una pareja que venía de Los Magallanes. El portero le explicó que el primer grupo estaba desde la madrugada. Ella los abordó: “¿Qué hacen ustedes aquí desde esa hora si aquí abrimos a las ocho de la mañana?… ¿Y tienen cita por el carnet de patria, les llegó el mensaje?”…

Una sola del grupo tenía carnet de la patria. “Pero no apareces en la lista”, le dijo la médica, “no te puedes vacunar”. Y añadió “¡Ahora la gente del este viene para el oeste, cuando nunca antes habían venido! ¡Aquí tengo una lista donde absolutamente todas las vacunas están asignadas!”. Altanera, despreciativa y humillante en todo su trato con personas que ni siquiera conocía. Sólo “por la pinta”… ¡Uff!

En ese momento llegó la enfermera y la doctora le entregó unas carpetas: “menos mal que llegaste”, le dijo con visible disgusto.

Un señor que estaba ahí le preguntó: “Por qué no nos pueden vacunar si no hay nadie?”… La enfermera respondió que “estamos vacunando por sector, hoy le toca al 23 de enero, Lídice y La Pastora”. La doctora había dicho que era por carnet de la patria… Ya allí había una contradicción que ella no supo responder al ser inquirida.

Encima, llegaron dos mujeres (menores de 60 años, obviamente) que venían por la segunda dosis. Eso significa que al menos llevan tres semanas vacunando. Tampoco aparecían en la lista, pero como era segunda dosis, las vacunaron. Cada frasco trae 5 dosis, que deben descongelarse antes de aplicar la vacuna y ponerlas de inmediato. Con ese frasco fueron 5 dosis menos: las dos que no aparecían en la lista y las otras tres, que no se las pusieron a nadie y quedaron fuera de la cadena de frío (porque no se pueden congelar de nuevo). ¿A quiénes de la lista de “asignados” se las quitaron?

El hecho es que hay una nueva manera de dividir a los venezolanos, que es a través de las vacunas. Que alguien viva en el este no significa que tenga dinero para irse a vacunar “a Miami”. La otrora pujante clase media venezolana quedó reducida a su mínima expresión por culpa del chavismo. Aquí la mayoría de los venezolanos está en modo supervivencia. ¿Y el derecho a la salud, tan cacareado en la “mejor constitución del mundo” dónde quedó?

Y el último tema son las “vacunaciones clandestinas”. Grupos de personas son contactadas para ver si se quieren vacunar. Los precios van, que yo sepa, de $80 a $380, dependiendo del criterio de los “vacunadores”. Otro guiso más. Se roban las vacunas que son para distribuir gratuitamente entre todos los venezolanos y las venden. ¿De quién será el negocio?

Estos grupos se reúnen en locales comerciales, consultorios o casas de familia. ¿Respetarán la cadena de frío de unas vacunas que deben permanecer a menos veinte grados centígrados? Yo lo dudo. Pero hay quienes han optado por esa solución, confiando en quienes, de entrada, sólo merecen desconfianza.

En fin, el régimen sigue fiel a su consigna de “divide y vencerás”. Eso sí, a costa de la salud y la vida de millones de venezolanos.

@cjaimesb

- Publicidad -
- Publicidad -

Síguenos

21,933FansMe gusta
49,133SeguidoresSeguir
2,007SeguidoresSeguir

No te pierdas...

- Publicidad -spot_img

Hoy #30Nov @FundaRedes_ presenta su #Boletín35 titulado “Guerrilla aprovecha ausencia del Estado para operar en escuelas de la frontera”

Con un salario mínimo como el que devenga un trabajador en #Venezuela es imposible garantizar para sí y su familia la cobertura de sus necesidades básicas, como establece la Constitución y las leyes respectivas.

#OVCS

#DerechosHumanos | El registro de un hecho desde una situación hostil hasta conductas ofensivas pueden ser determinantes para la investigación judicial de prácticas delictivas que derivan en violaciones de #DDHH #30Nov

Tú puedes ayudar a que estas acciones no se repitan.

#30Nov | Balance preliminar hasta las 8:30 pm.

Registramos 9 protestas:

-Aragua
-Carabobo
-Delta Amacuro
-Distrito Capital
-Falcón
-Sucre
-Zulia

Exigencias:
🔹Servicios básicos
🔹Laboral
🔹Participación política
🔹Salud

Foto: Protesta laboral Inces #Falcón

#OVCS

Relacionados

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here