Los venezolanos que permanecen en el país y aquellos que expandieron sus fronteras,  empezaron a movilizarse desde hace varias semanas para manifestar su respaldo a la convocatoria nacional de la Consulta Popular, hecha por la oposición venezolana, propuesta para el próximo 12 de diciembre, en exigencia del cese de la usurpación por parte del régimen chavista y en rechazo a las elecciones parlamentarias planteada desde la ilegítima Asamblea Nacional.

En varias ciudades del país, las manifestaciones de calle y respaldo al proceso consultivo empezaron a evidenciarse desde que el presidente encargado Juan Guaidó hizo pública la propuesta. Desde Caracas hasta San Cristóbal en el estado Táchira, diversas han sido las pancartas colgadas en puentes y puntos estratégicos de ciudades como La Guaira, San Carlos en Cojedes, Barquisimeto, Maracay, y Maturín.

Con una gran pancarta en el que se lee “Alza la voz Venezuela”, la sociedad civil organizada y los partidos políticos  esperan movilizar a la mayor cantidad de ciudadanos a que participen en esta nueva convocatoria, en medio de una severa crisis económica y social, ahora agudizada por la pandemia del COVID-19.

Pero no solo la manifestación en el territorio nacional. Hasta otras latitudes llegó la voz de protesta y en al menos cuatro países y siete ciudades pusieron en marcha la iniciativa que busca la mayor participación de venezolanos, como  parte de un mensaje contundente al régimen de Maduro y a la comunidad internacional para lograr salir de la crisis nacional.

Desde Bilbao (España), pasando por Miami, Filadelfia, Houston (EE.UU), Quito e Ibarra en Ecuador hasta Jerusalén en Israel, se pudo leer el mensaje de unión  de las comunidades venezolanas en el extranjero.

La consulta popular, cuyo contenido está planteado en tres preguntas sobre la permanencia en el poder del régimen madurista, el rechazo a las elecciones oficialistas del 6 de diciembre y la activación de mecanismos para el rescate de la democracia con ayuda internacional, está prevista que se inicie de manera digital entre el 7 y el 12 de diciembre y el día 12 acudir a los centros de participación previstos por la oposición para ratificar la voluntad de los ciudadanos de defender la democracia.