domingo 26, junio 2022
Promedio de temperatura mensual

68 de 100

Vecinos de Patanemo tienen enfermedades respiratorias por cocinar a leña

Más artículos

Cocinar a leña es parte de la cotidianidad de los habitantes de Patanemo, parroquia rural del municipio Puerto Cabello (Carabobo). La tos y enfermedades respiratorias son las consecuencias de la falta de gas doméstico desde hace más de cuatro meses en esa zona. 

En casa de Silvia Pereira habitan 5 adultos y tres niños. Su madre, su nuera y ella se turnan para cocinar y así no inhalar tanto humo.

El más pequeño de la casa  tiene un año y de los niños es el que se ve afectado por el uso del fogón. 

“Mi nieto tiene tos, pedimos prestado un nebulizador y le damos antialérgico porque no podemos hacer otras cosa, tenemos que cocinar y no tenemos cocina eléctrica”.

Pereira asegura que su mamá de 70 años tiene una gripe que no se le quita y se ahoga con frecuencia, en cuanto a ella dice que el humo le produce picor en la garganta y pasa la mayor parte del tiempo con gripe.

El gas doméstico se les terminó hace cuatro meses y llevan todo ese tiempo cocinando a leña.

Hace siete meses aproximadamente el consejo comunal anotó a las personas para una jornada de gas de la empresa Servigas, pero ellos tenían una bombona en uso y otra llena y no se anotaron.

Pasados esos meses llegaron las bombonas apenas hace una semana y ellos continúan cocinando a leña.

El panorama no parece nada alentador para la familia Pereira: “Acabamos de pagar una bombona de la empresa Morongas y no dijeron que llegará dentro de tres meses”.

Una situación parecida se vive en las casas de María de los Reyes, Omaira Pereira e Ingrid Villegas, por lo que les piden a las autoridades un suministro regular del gas doméstico y así evitar los problemas respiratorios en ese lugar.

Apagones impiden cocinar con hornito eléctrico 

Quienes tienen el privilegio de huir del fogón por la cocina eléctrica, se enfrentan a los constantes cortes o fallas de luz, por lo que esas veces recurren forzosamente a la leña para poder suplir la necesidad básica de comer.

Hace poco duraron ocho días con una fase de electricidad caída “prendían las luces pero no arrancaba la nevera. También pasaba que algunas casas tenían electricidad y otras no”, señaló Paulino Hernández.

Irma Montesinos explicó que el viernes en la mañana hubo tres cortes de energía eléctrica. Un equipo de la Corporación Eléctrica Nacional (Coporelec) fue ese mismo viernes después de las 2:00 de la tarde al pueblo de Patanemo para reparar la falla, no obstante, el sábado estuvieron desde las 11:00 de la noche hasta las 5:00 de la madrugada del domingo sin el suministro.

Los vecinos pidieron a las autoridades que solucionen el problema del gas doméstico, de los cortes de electricidad y del suministro del agua porque “estamos atados de manos y pies no vemos respuesta. Tenemos problemas hasta con la comida, desde que empezó la pandemia hace cinco meses solamente nos llegó una bolsa de comida. Hace quince días cobraron una y estamos a la espera de que llegue”, aseveró Silvia Pereira.

Lea también:

Síguenos en

- Publicidad -

Recientes