domingo 25, febrero 2024

CIDH y Capriles exigen a la CorteIDH condenar a Venezuela por violaciones en elecciones de 2013 #8Feb

Más artículos

Lo más leído de la semana

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y el representante del excandidato presidencial venezolano Henrique Capriles unieron fuerzas este martes para presentar una contundente petición ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH): una sentencia que condene al Estado venezolano por las graves violaciones a los derechos políticos de Capriles durante las elecciones de 2013.

“Buscamos una decisión ejemplar contra las conductas indebidas e ilegales del Gobierno venezolano en los procesos electorales”, declaró Ramón Medina, representante de Capriles, a la agencia EFE. Medina enumeró una serie de atropellos que atentan contra la democracia, como la indebida intervención del gobierno en los comicios, la presión sobre funcionarios públicos y ciudadanos, y la violencia en los centros electorales.

- Publicidad -

Medina espera que la sentencia de la CorteIDH sirva como una guía para los gobiernos democráticos en la región, estableciendo un código de conducta para el desarrollo de elecciones libres, justas y transparentes.

La audiencia del martes, en la que el Estado venezolano no estuvo presente, se limitó a los alegatos de la CIDH y de Medina. Capriles, por motivos familiares, no pudo participar, pero presentará una declaración por escrito a la CorteIDH.

Medina considera la ausencia del Estado como una clara señal de que no tienen argumentos para defenderse.

El caso se centra en la responsabilidad del Estado por las violaciones a los derechos políticos, a la libertad de expresión, al principio de legalidad y a la protección judicial de Capriles durante su participación en las elecciones de 2013, donde perdió por un estrecho margen contra Nicolás Maduro.

La demanda de la CIDH denuncia que tras el cierre de la votación y el recuento digital, el Consejo Nacional Electoral (CNE) proclamó a Maduro como ganador con el 50,61% de los votos, frente al 49,12% de Capriles.

A pesar de las solicitudes de Capriles y la CIDH de realizar una auditoría completa de los votos, estas fueron rechazadas. El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) también desestimó los recursos interpuestos por Capriles y, además, le impuso una multa por supuestamente ofender al Poder Judicial.

La demanda argumenta que en Venezuela existen serios obstáculos para el ejercicio de los derechos políticos y que no hay garantía de independencia del CNE, lo que afecta directamente la protección de esos derechos.

Asimismo, se denuncia el uso indebido de recursos y medios públicos para favorecer la candidatura de Maduro, lo que le dio una ventaja indebida sobre los demás candidatos.

La representación de Capriles también denuncia la multa impuesta al excandidato por el TSJ como una violación a su derecho a la libertad de expresión.

Tras la audiencia, las partes tienen un mes para presentar sus alegatos finales por escrito. Se espera que la CorteIDH emita una sentencia en los próximos meses.

El caso de Capriles ante la CorteIDH es un paso crucial en la lucha por la justicia y la democracia en Venezuela. La decisión del tribunal tendrá un impacto significativo en el futuro del país y en la región.

La comunidad internacional debe estar atenta a este caso y apoyar la búsqueda de justicia para Capriles y para el pueblo venezolano.

- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Síguenos en

- Publicidad -

Recientes

- Publicidad -