Foto: Elimpulso.com

La mañana de este lunes 22 de febrero por segunda vez, un grupo del personal de salud que labora en el Hospital Pastor Oropeza de Barquisimeto deciden manifestar ante las malas condiciones que presenta dicho centro asistencial.

Personal de salud con pancartas en manos señalan, que además de los bajos sueldos, desde hace al menos 14 días no cuentan con el servicio agua potable y carecen de material de bioseguridad e implementos básicos para protegerse del COVID-19.

Alberto Domínguez, presidente del Instituto Venezolanos de los Seguros Sociales (IVSS) del estado Lara, aseguró para Elimpulso.com que los empleados de la salud de este recinto hospitalario están cobrando un salario de 2 dólares mensuales.

“En la semana de radicalización la protesta continua. En el Pastor Oropeza no hay como combatir la pandemia del coronavirus. No tienen agua ni mucho menos los equipos de bioseguridad. Además de eso, los trabajadores están cobrando un salario de 2 dólares que no les alcanza ni siquiera para un pasaje”, destacó Domínguez.

Finalmente, el representante gremialista aseguró que el estado Lara vive actualmente “una emergencia en salud” por las malas políticas implementadas por las autoridades regionales y la administración de Nicolás Maduro.