A las 6:00 am del sábado fue detenido en la estación de servicios Texaco, ubicada en la parroquia Punta Cardón, de la ciudad de Punto Fijo por parte de los efectivos de seguridad urbana un hombre que se encargaba de organizar las colas para surtir de gasolina situación que causó indignación en las más de 150 personas que esperaban anotarse en lista.

Los usuarios denunciaron que los castrenses, arremetieron contra el detenido y lo arrodillaron frente a la multitud para luego trasladarlo a la sede principal del organismo actuante. Al pedir que lo dejaran, les dijeron que no interrumpieran el procedimiento o también serían detenidos.

Desde la sede del Desur, los usuarios de la estación de servicios, denunciaron que le han negado el derecho a la defensa, además del trato indiscriminado contra el detenido que es hipertenso y diabético.

José Antonio Marrero, aclaró que la necesidad por el combustible los hace organizarse unos días antes del día que les toca el suministro, hacer listas para poder acudir a las 2:00am y así poder recibir la gasolina.

«Ese señor, como otros que acudimos a la cola, nos toca organizarla para poder tener orden porque los guardias nos corren en la noche de la cola. Ese señor no es ningún bachaquero y es injusto que lo culpen y lo traten como un malandro», dijo.