Chóferes del Zulia siguen
Foto: Juan Restrepo

Las rutas de transporte público del estado se pronunciaron de nuevo este jueves para denunciar la severa crisis que viven diariamente. A pesar de la pandemia, los prestadores de servicio de la entidad zuliana aseguran plegarse a las medidas de seguridad y resguardo por el Covid-19, pero también advierten que la paralización de las unidades los mantiene literalmente, «pasando hambre«.

Muchos de los profesionales del volante, paulatinamente, han vendido sus carros por piezas, todo para comprar alimentos. Si tan solo recibieran alguna ayuda económica como por ejemplo el beneficio de alimentos de las cajas del CLAP la situación sería distinta.

Los vehículos permanecen en los garajes, con sus tanques secos. La prohibición de llenar tanques de gasolina a carros particulares, se mantiene, solo vehículos oficiales tienen prioridad.

Mientras tanto, el sector transporte le exige a las autoridades del Zulia, es decir, al gobernador Omar Prieto, a que se aboque a darles una solución.

«Pedimos que tomemos conciencia. Es el pueblo el que está sufriendo, ya basta ya de que seamos los más golpeados», señaló uno de los representantes de las líneas de transporte.